Los taxistas leoneses descartan vestir uniforme, pero al volante tampoco podrán llevar chanclas ni chándal

Resultado de imagen de parada taxis la bañeza

Bien vestidos y aseados para dar buena imagen, evitando los pantalones cortes, la ropa de deporte, las chanclas y las camisetas de tirantes, son algunas de las propuestas que promueve la Asociación Provincial de Taxistas para la nueva ordenanza municipal que se regulará en principio en la capital leonesa, pudiendo extenderse a otras localidades como Astorga, La Bañeza o Ponferrada.

De momento, como explica el presidente de la asociación, Miguel Ángel Matilla, están empezando a concretar citas con los diferentes partidos políticos con representación en el Ayuntamiento, a fin de aprobar los nuevos términos que regulen el sector antes de las nuevas elecciones en mayo.

Los taxistas leoneses descartan implantar una uniformidad, como ya ha ocurrido en varias capitales de provincia, pero sí apuestan por ofrecer al cliente «una buena imagen, hay que ir arreglados, polos, camisetas y siempre pantalón largo» con el objetivo de «evitar las bermudas», aunque Matilla reconoce que en los días de mucho calor, dentro del coche aparcado se pueden alcanzar temperaturas muy elevadas, por lo que aconseja «tejidos frescos para estar cómodos».

«Nos quejamos de que otros chóferes van uniformados y elegantes y con ropa acorde a las circunstancias», explica el presidente de la asociación provincial de los taxistas, en relación a la vestimenta que suelen emplear los conductores de las plataformas de alquiler de vehículos con conductor. De momento, los taxistas leoneses ya cuentan con el borrador elaborado para presentárselo a los grupos políticos, con los que irán puliendo y retocando lo que se convertirá en la nueva ordenanza municipal que regule el sector. «Uniformidad no, pero sí decoro», comentan desde la asociación provincial.

Demasiadas licencias

Miguel Ángel Matilla explica que en León la vestimenta de los taxistas no suele generar problemas y «en los casos puntuales en los que ha habido controversia se ha avisado y el asunto se ha solucionado». Actualmente, en la provincia hay 510 taxistas, y de estas, 179 licencias son de la ciudad de León. A ayuntamientos como Astorga, La Bañeza y Ponferrada, se suman las licencias que salpican los municipios más pequeños, con por ejemplo, seis en Riaño.

En relación a la posibilidad de ampliar el número de taxistas en la capital leonesa, Miguel Ángel Matilla explica que «lo lógico sería reducir». El presidente del gremio a nivel provincial explica que la media es de un taxi por cada mil habitantes y que en León hay 179 para 130.000 habitantes. De hecho, recuerda que no hace tanto se redujo en 26 las licencias de la capital leonesa.

Logo1Baner

© 2017 LaBaneza.net. Todos los derechos reservados. Diseñado por ULTec