La agricultura del Páramo recibe 79 M€ para modernizar 46.000 hectáreas

Sistema de riego por pivot

Las comunidades de regantes del Canal del Páramo y del Páramo Bajo encaran el final de su proceso de modernización, con la firma ayer con la Sociedad Mercantil Estatal de Infraestructuras Agrarias (Seiasa) y el Instituto Tecnológico Agrario de Castilla y León (Itacyl) de los convenios para la ejecución de las obras precisas, que supondrán una inversión cercana a las 79 millones de euros, 40,7 para la primera comunidad citada y 38,2 para la segunda. 

Con el final de las obras, dispondrán de agua a presión y bajo demanda 45.981 hectáreas de la comarca agraria paramesa se incluyen las 4.500 del Páramo Medio y quedarán pendientes de renovación las infraestructuras de 6.000 hectáreas del Canal de Villadangos, las 3.800 de Castañón y unas 1.800 en la Presa Cerrajera. En estas comunidades se han iniciado en los últimos meses los trámites para acometer la mejora.

La modernización de las 3.878 hectáreas dominadas —unas 3.200 de riego efectivo— en las que se actuará ahora en el Canal del Páramo —en los sectores IV y VI, en el municipio de Bustillo— beneficiará a 970 regantes. Al finalizar los trabajos, la comunidad sumará 17.280 hectáreas de riego a presión. Según explicó el presidente de la junta de gobierno de la comunidad, Ángel González Quintanilla, la firma del convenio «permite iniciar la redacción del proyecto».

La actuación parte con la ventaja de que el alrededor del 50% del sector IV se ejecutó a la vez que las obras del sector III. «Al ser necesario el paso de una tubería, se aprovechó para instalar los hidrantes», explicó Quintanilla. La junta de Castilla y León trabaja en la concentración parcelaria de ambos sectores, en la que ya ha invertido 14 millones de euros. Según una nota de prensa remitida ayer por Seiasa e Itacyl, otros 97,52 millones se han invertido en las fases anteriores en esta comunidad. Quintanilla no precisó un plazo de finalización, dada la necesidad de ejecutar la concentración, redactar el proyecto y licitar el contrato de obras. Una vez que entren las máquinas en las fincas se estima que se necesitarán 24 meses para disponer del riego.

Por su parte, el presidente de la junta de gobierno del Páramo Bajo de León y Zamora, Herminio Medina, manifestó su satisfacción por la firma del convenio. «Solo queda la adjudicación de las obras», indicó, para que las 3.508 hectáreas, que restan de ejecutar en esta comunidad, el sector VII ,se beneficien de la última tecnología de regadío, para unos agricultores «que llevan muchos años pagando la obra sin obtener beneficio» —en ambas comunidades se sufragan las obras con aportaciones de todos los comuneros—. La actuación beneficia a 846 regantes de Pozuelo del Páramo y San Adrián del Valle, en León, y de Maire de Castroponce, Pobladura del Valle, la Torre del Valle y Villabrázaro, en Zamora.

Se espera que el Páramo Bajo cierre antes su renovación, por el que dispondrá de sus 24.200 hectáreas de regadío modernizadas, al tener «casi finalizada» la concentración y redactado el proyecto. Hermino Medina solicitó al presidente de Seiasa, Alejandro Alonso, «rapidez» en los trámites y agradeció que saliera adelante una inversión que tuvo que salvar el cambio de Gobierno.

Logo1Baner

© 2017 LaBaneza.net. Todos los derechos reservados. Diseñado por ULTec