La oficial de la Policía Local de La Bañeza, Laura Tobalina, fue la Águeda de Honor

Aguedas Salvador La Bañeza

Un año más las integrantes de la Cofradía Penitencial de las Águedas de La Bañeza de la iglesia El Salvador, ataviadas con sus mantos y manteos, sus joyas y sus bordados, no han faltado a su cita con su patrona como cada 5 de febrero.

Para conmemorar dicha festividad, una parte de las cerca de 200 águedas que conforman esta cofradía se concentraron en la Plaza Mayor de la ciudad al ritmo de la dulzaina y el tamboril y al rugir de las castañuelas, para ir a recoger a la Águeda Mayor, Araceli López, y a la Águeda de Honor de este año, la oficial de la Policía Local, Laura Tobalina.

Una vez todas congregadas, acudieron al salón de plenos del Ayuntamiento de La Bañeza para solicitar al alcalde la ciudad, José Miguel Palazuelo, el bastón de mando por un día. Allí, Tobalina mostró su "felicidad" por poder recibir tal reconocimiento; además de señalar que "al ser mujeres las cosas cuestan más".No obstante, la Águeda de Honor sugirió a todas las mujeres "hacer todo lo os propongáis".

Posteriormente, la Águeda Mayor leyó al regidor bañezano unas coplas en tono jocoso sobre el estado de la ciudad en honor a Santa Águeda.

Tras esa intervención, el propio Palazuelo tomó la palabra para mostrar su "reconocimiento" a todas las mujeres y, en especial, a Laura Tobalina como Águeda de Honor, de la que destacó que fue una de las primeras policías locales de la ciudad.

Seguidamente, el alcalde entregó el bastón de mando de La Bañeza a la Águeda Mayor y, tras el acto, continuaron la fiesta con una procesión y una misa.

Logo1Baner

© 2017 LaBaneza.net. Todos los derechos reservados. Diseñado por ULTec